martes, 18 de febrero de 2020

Fusilan a Pedro Guillermo, ex presidente de la República y padre de Cesáreo Guillermo, también ex presidente.

El 18 de febrero de 1868, el Gobierno del Triunvirato, integrado por los generales José Hungría, Antonio Gómez y José Ramón Luciano, ordenó el fusilamiento del ex Presidente de la República, Pedro Guillermo y otros dos políticos acusados de rebelión a la autoridad.



Junto al ex Presidente Pedro Guillermo fueron fusilados José Mota y Secundino Belén, quienes eran adversarios del ex Presidente Buenaventura Báez, quien fue reinstalado por el Gobierno de facto, cuyos miembros habían derrocado al presidente José María Cabral.

El ex Presidente Pedro Guillermo, había nacido en Hato Mayor, el 29 de junio de 1814. Fueron sus padres José Guillermo y Francisca Guerrero.

Pedro Guillermo fue a su vez, padre de otro expresidente; Cesáreo Guillermo.

El Triunvirato se había instalado el 15 de febrero de 1868. Su administración se caracterizó por la persecución contra los miembros del Partido Azul, que colaboraron con el Gobierno de José María Cabral, derrocado el 31 de enero de 1868.

El Gobierno del triunvirato también nombró una comisión para que fuera a Curazao, a buscar al ex Presidente Buenaventura Báez, para reinstalarlo en el poder. Regresó el 29 de marzo de 1868 y de inmediato se organizaron elecciones para legalizar su retorno al poder.

Báez tomó posesión el día 2 de mayo de 1868.

Presidencia de Pedro Guillermo

El 15 de noviembre de 1865, por medio de una proclama, Guillermo dijo a la República: "La Asamblea Nacional acaba de encargarme provisionalmente la dirección del Poder Ejecutivo, mientras el ciudadano General Buenaventura Báez, Presidente electo, preste juramento y tome posesión de su destino." Teniendo por mediadores a Calixto María Pina y al general Jacinto de la Concha, se comprometió a conservar el poder, para hacer entrega del mismo al general Buenaventura Báez.

Desde esa posición creó las condiciones para el regreso de Buenaventura Báez al poder. Su gobierno tuvo un carácter provisional y toda la energía de este gobernante estuvo centrada en luchar para que Buenaventura Báez retornara al poder. Hasta el día 8 de diciembre estuvo Guillermo al frente de los supremos destinos nacionales. Baez en esa ocasión, fue presidente desde el 8 de diciembre de 1865 al 29 de mayo de 1866.

No hay comentarios:

Publicar un comentario